miércoles, 15 de agosto de 2018

chachapoyas: caminando entre las nubes

Mis hijos y yo en las faldas
del cerro Luya Urco. 
Chachapoyas ha sido una de esas citas con el Perú que podría haber seguido postergando si no fuera porque mi esposa, alentada por mi suegra, me conminó a viajar, el 9 de agosto pasado, como recreo post Fiestas Patrias. Los motivos principales para elegir este lugar era que Mavi, mi suegra con la que me llevo bien, iba a viajar con nosotros y tenía nostalgia de visitar a las amistades que dejó allá y Claudia, mi esposa con la que me llevo mal, quería conocer la tierra donde la ‘fabricaron’ a fines de 1981 para luego venir al mundo en septiembre de 1982. Para pasar revista a lo vivido durante cuatro días en un destino turístico que merece mayor promoción, he redactado mis apreciaciones como si se tratara de un glosario temático que espero sea disfrutable, de la misma forma como mi familia y yo disfrutamos de esta excursión.

BLANCO: Es el color predominante en las fachadas de todas las casonas y edificios del centro histórico de la urbe. Supongo que, por ordenanza municipal, es imposible encontrar otro color en varias manzanas a la redonda. Este monotonía cromática demuestra que existe un plan de ornato y conservación por parte de sus autoridades. El blancor de los muros combina con buen gusto con los marcos de las ventanas y los antiguos balcones pintados de negro y con los tejados de color ladrillo. Blancas son también todas las unidades de taxi que llevan en la parte inferior unos ribetes celeste, verde y rojo, los colores de su bandera provincial. 

CHACHAPOYAS: Ciudad fundada en 1538 por el español Alonso de Alvarado bajo el pomposo nombre de San Juan de la Frontera de los Chachapoyas. La palabra proviene del vocablo ‘sachapuyos’ que significa: “hombres de las nubes”, por la densa neblina que a veces cae sobre la zona. Enclavada a 2335 m.s.n.m. con la intención de conquistar las selvas nororientales del Perú, a no confundirse que el clima es netamente de sierra, con lluvias fuera de temporada, sol que quema y bajas temperaturas en las noches. Nada extremo que no pueda soportarse y, por el contrario, disfrutar.

Montados en un 'ronsoco'
en Higos Urco, con la
Universidad de fondo.
HIGOS URCO: Pampa ubicada a las afueras de la urbe donde el 6 de junio de 1821 se desarrolló la batalla homónima entre tropas realistas y patriotas y que sirvió para que la región se liberase del yugo español. En el centro de una grama amarillenta, que me imagino debe ponerse verde en temporada de lluvias, se levanta un monumento y una placa que recuerda la gesta de los 600 hombres comandados por Juan de Valdivieso que a punta de arma blanca hicieron correr a los chapetones, provistos con arma de fuego, hasta Moyobamba. Hoy sirve de lugar de esparcimiento para los chachapoyanos. En nuestra visita coincidimos con jóvenes jugando fútbol, vóley y varios estudiantes de la Universidad Nacional Toribio Rodríguez de Mendoza, ubicada al frente, quienes aprovecharon la tarde de sol al aire libre en vez de aburrirse en clases.


Plaza principal de Huancas. Nótese
las nubes cargadas. 
HUANCAS: Distrito indígena ubicado a unos quince kilómetros de Chachapoyas y que debe su nombre a sus primeros pobladores, procedentes de Huancayo, quienes fueron extirpados de su tierra por las autoridades españolas por tener fama de revoltosos, suplantando de cierta forma a los indígenas autóctonos de Chachapoyas quienes ante la presencia de los conquistadores migraron a Celendín. Sede del penal de alta seguridad, del aeropuerto donde por la densidad de las nubes es difícil aterrizar —por lo que la mayoría de aeronaves optan por utilizar la pista de Jaén— y de los miradores de Sonche y de Huanca Urco, es famoso por las artesanías a cargo de las mujeres del pueblo, quienes elaboran a mano unas hermosas y singulares ollas de barro.
  

Los viajeros en pleno en el
Mirador de Luya Urco.
LUYA URCO: Cerro emblemático de Chachapoyas que debió verse muy bonito cuando estaba deshabitado y no ahora que se encuentra rodeado por unas casuchas que lo deslucen. En la cima se encuentra el Mirador de Luya Urco que permite una visión completa de los cuatro barrios tradicionales que componen la urbe y de los asentamientos humanos que agrupan a los inmigrantes que ahora son mayoría. Preguntando los motivos del proceso migratorio, me dijeron que se debía al turismo que se ha acrecentado en los últimos tiempos y por el penal de alta seguridad a la que han trasladado a tanto angelito y muchos de sus familiares se han venido a vivir en los alrededores. “¿Ha aumentado la delincuencia?”, pregunté, a lo que me respondieron: “No, lo único que han aumentado es el número de venezolanos que están por todas partes”.

Alfi, Wicho de Mar de Copas y yo en 
la estación de Kuelap.
RADIOACTIVA: Es la estación radial ubicada en el 104.7 y que desde 1997 difunde rock & pop en Chachapoyas. Sin aburrirte como Oxígeno que reitera los mismos hits ochenteros de siempre, se atreve a pasar canciones que “hacia tiempo no escuchabas” y que se hallaban refundidas en el baúl de tus recuerdos auditivos. Raro experimento que aquí en Trujillo intentó Radio Maravillosa —donde allá por 1994 lanzamos con unos amigos un programa llamado La Hora Informal— pero murieron por inanición de anunciantes. Ese fin de semana, Radioactiva organizaba en el Montes Country Club un Festival de Rock que tenía como banda estelar a Mar de Copas, por lo que coincidimos con Wicho y compañía en Kuelap en la mañana previa. En los taxis que subimos y en algunos restaurantes en los que merendamos, la radio nos hizo sentir su omnipresencia, incluso en la despedida, en el vehículo que nos condujo a la terminal. “Es la radio más popular de Chachapoyas —dijo el taxista a mis oídos todavía incrédulos— pero no tanto como Karibeña que aquí la rompe”, contándome que el concierto de Mar de Copas estuvo lleno, pero no repleto como cuando se presenta Agua Marina, la banda de cumbia número uno en el corazón de los chachapoyanos.


Claudio o un Santo 
Imposible en el templo de 
Huancas. 
RELIGIÓN: La Virgen de Asunta es la patrona de Chachapoyas cuya festividad es el 15 de agosto. Mi suegra asistió a la procesión del sábado previo a las celebraciones donde merendó café y galletitas, yo me quedé en el hotel mirando el Clásico del Fútbol Peruano. Para quienes no somos muy religiosos y somos amantes de la arquitectura, llama la atención la austeridad de los principales templos, tratándose de una ciudad de fe fervorosa y fundación española con 480 años de historia. La Catedral, comparada con otras, es de pequeñas dimensiones y paredes peladas, con un par de lienzos añosos que vale la pena ver. lo mismo sucede con los templos Belén y de La Buena Muerte, ubicados frente a frente, separados por una plazoleta. El templo que sí llamó mi atención, a pesar de su modesta edificación, fue el del distrito de Huancas que data de 1892 y su techo está reforzado con leños de eucalipto. El patrón es el Señor de los Milagros, pero a diferencia de las imágenes habituales en otros lares donde es representado a través de un lienzo, el Milagroso de Huancas es una talla de madera, única en el Perú.


Selfie de Claudia con el Cañón de
Sonche de fondo.
SONCHE: Es el nombre de uno de los ríos aledaños a Chachapoyas. En el distrito de Huancas han levantado un mirador —a tres soles la entrada— en cuyo camino existen dos árboles de la quina, símbolo patrio de nuestro escudo que según parece se haya en extinción en el Perú. Desde el mirador se puede apreciar en todo su plenitud el Cañón de Sonche de unos once kilómetros de extensión y más de 900 metros de profundidad. Cualquiera se queda maravillado y disminuido ante tal magnificencia natural y comprende por qué los gringos sacan pecho por su Gran Cañón. En la cima del mirador han edificado un torreón inútil, pues la visión desde arriba es bastante parcial del paisaje. Lo recordaremos por los vientos huracanados que violentos amenazan con levantarte en peso y arrojarte al precipicio.   

TRAYECTO: De Trujillo a Chachapoyas median catorce horas en bus. Partimos a las cuatro de la tarde en Móvil Tours y arribamos a las siete y media del otro día. A las cinco de la mañana nos detuvimos en Bagua Grande. Bajé del vehículo y conversé con un mototaxista, enfundado en una chalina para abrigarse de un frío que no había y hacían más resaltantes sus ojos verdosos. Le pregunté por la ubicación de la ‘Curva del Diablo’ y me dijo que ya la habíamos pasado y que su nombre se debía a que se trataba de una curva muy cerrada y peligrosa. Por no incomodarlo, no le pregunté por el ‘Baguazo’, pero anticipando mis intenciones, afirmó que la vida en Bagua era bastante tranquila y que rara vez pasaba algo. Dos mañanas después, me enteré por el noticiero de Exitosa que habían torturado y asesinado a cuchillazos a un sacerdote jesuita, director de un colegio de Fe y Alegría en Bagua. 

YANAYACU: Nombre de una famosa fuente de agua, ubicada a unos 700 metros de la Plaza Mayor, en las faldas del cerro Luya Urco, a la que se llega a través de unas escalinatas de piedra. El pocito se encuentra convenientemente enrocado como si se tratase de una gruta y a un costado una placa relata su leyenda: hallándose de paso Toribio de Mogrovejo por esos lares y compadecido porque los vecinos se hallaban sedientos, tocó las rocas tres veces con su báculo y de allí brotó agua. Dicen que el visitante que beba sus aguas se enamorará de una chachapoyana y se quedará en ese valle para siempre. El problema es que hoy se encuentra tan sucia y con basura que lo más seguro es que termines enfermo y no precisamente de amor. 

miércoles, 13 de junio de 2018

rusia 2018: pronósticos de primera fase

Mis magros pronósticos en este blog a la víspera de Sudáfrica 2010 y Brasil 2014 deberían inhabilitarme de por vida. En ambas ediciones sólo le chunté a diez equipos de los dieciséis, arrojándome un raquítico 12,5 de promedio, lejos de una nota decente. No obstante, si a Guerrero le permiten jugar el Mundial cuando no debería, ¿por qué yo no puedo seguir dándole vueltas a mis conjeturas futboleras, aguardando superar mi promedio del pasado. Veamos cómo me va. 

En el Grupo A nadie le para pelota a los anfitriones que ciertamente han armado un equipo bastante discreto con jugadores de su propia liga que acaba de consagrar campeón al Lokomotiv de Farfán. Juega a su favor que lo han alineado con equipos de discreto nivel como Arabia Saudita goleado por un Perú que jugó a media caña— y el propio Egipto que se juega todas sus cartas a la pronta recuperación de su estrella, Mohamed Salah (de paso recordar al hijo de buena madre de Ramos). Me inclino entonces por Rusia y por Uruguay que con la dupla Suárez-Cavani es el equipo más fuerte de la llave.

Sin que comience a rodar el balón, en el Grupo B se acaba de marcar un hecho inédito en la historia de los mundiales, la destitución del entrenador Lopetegui de España a menos de 48 horas del debut de su equipo por fichar por lo bajo— con el Real Madrid. Creo que igual España es candidato a ser primero en su grupo y serio aspirante al título. Debe acompañarlo el Portugal de Cristiano Ronaldo, vigente campeón europeo por azares del destino, pero que no veo que pueda avanzar mucho más allá de Cuartos.

Francia es la favorita de ganar el Grupo C, dándose el lujo de dejar fuera del mundial a figuritas de la talla de Benzema, Ribery, Rabiot y unos cuantos más que aparecen en el álbum Panini. Por corazón, más que por razón, me la juego por Perú que vuelve después de 36 años de ausencia a una justa mundialera, basando sus posibilidades en dos jugadores apáticos como Cueva y Carrillo y un delantero fuera de forma como Guerrero. Total, las ilusiones son lo último que se pierde. La Dinamarca de Christian Eriksen es un rival de cuidado (históricamente los daneses son más hábiles que los ‘troncos’ suecos con los que empatamos 0-0). Según Mourinho, Australia debe pasar a la siguiente ronda, pero yo los veo muy lejos de repetir su hazaña de 2006. 

El Grupo D es uno de los más parejos. Dicen que un Messi que no tiene carácter ni talla de líder se ha zurrado en Sampaoli y ha armado la selección según sus gustos y preferencias (dejando afuera a Icardi que era del gusto del ‘hombrecito’). Las ‘Águilas Verdes’ se presentan como el equipo más competitivo del África y los croatas con figuras de primer nivel como Modric, Rakitic y Mandzukic, deberían jugar más de lo que demostraron en el partido que perdieron frente a Perú. La debutante Islandia, aparte de haber humillado a Inglaterra en la pasada Eurocopa, es la candidata a quedar última. Pese a la incertidumbre me quedo con Argentina por peso de camiseta y con Croacia por lo que vale el equipo en la bolsa.  

Mi principal favorito para consagrarse campeón en tierras rusas es este Brasil de Neymar Jr. y Tite. Debe quedarse sin problemas con la primera ubicación del Grupo E (compartiendo grupo con suizos y serbios como le sucedió en Brasil '50). En mundiales pasados me la jugué por Serbia y me ha defraudado. En esta oportunidad me la juego por Suiza —que cuenta con una cantidad considerable de jugadores grones— que cuenta con un plantel bastante competitivo. En el mundial pasado, la Costa Rica de Keylor Navas no estaba en los planes de nadie y quedó primera en su grupo tras Uruguay, Italia e Inglaterra, pero veo imposible que repitan el milagro.

El actual campeón mundial no ha podido ganar sus últimos cinco partidos amistosos. La prensa germana no cesa de criticar a Joachim Low. Los pasados campeones, Italia en Sudáfrica 2010 y España en Brasil 2014 quedaron eliminadas en primera fase. Además, ganaron el año pasado la Copa Confederaciones y dizque los malos adagios que quienes ganan fracasan en los mundiales. Sin embargo, se trata de Alemania, el país que mejor se desenvuelve cuando las papas queman y deben pasar a la siguiente ronda sin problemas. Después de ver a Suecia frente a Perú, unos troncos enormes que extrañarán a Ibrahimovic (y que eliminaron a una Italia que no supo hacer a tiempo el recambio generacional), el segundo lugar en el Grupo F debe ser para México, a pesar del escándalo putañero en la piscina que involucra a ocho jugadorazos casados. ¡Provecho! Corea del Sur podría dar la sorpresa... en el 2022. 

En 1986, los polacos fueron elegidos cabeza de serie y los ingleses les metieron 3-0. Esta vez, vuelven a ser dejados de lado y aparecen subordinados por los belgas y pienso que los ingleses van a repetir marcador. En Inglaterra pesa la crónica maldición de decepcionar en todos los mundiales, al punto que ya nadie los toma en serio, pero que tal si con la fulgurante aparición de Harry Kane  —lo más parecido a Bobby Charlton que he visto— cambian su historia y los súbditos de Isabel II ahora sí se toman la Copa en serio. Al menos yo los veo más candidatos que la inflada Bélgica de Eden Hazard que debe pasar también a la siguiente fase. Túnez y la Panamá de  ‘Diente de Oro’ Tejada deben sucumbir ante la superioridad europea. 

En el Grupo H me la juego por esta Colombia de Pekerman que junto con los brasileños son las selecciones  ‘sudacas’ que más me llenan el ojo. Senegal es una incógnita. Podrían dar la sorpresa como lo hicieron en Corea-Japón 2002. Japón, como en otras ediciones, aparece como el de menos posibilidades. La Polonia de Robert Lewandowski debe ser la otra selección en carrera con lo que me quedo con diez europeos, los cinco sudamericanos y un centroamericano. Ningún africano ni asiático. Espero no ser tildado de xenófobo.